BERRIA BELADOR 2.0

VINOKOUROV CAMPEON OLIMPICO

Javier Montes Sánchez. Alexander Vinokourov, ha ganado de forma inesperada, la prueba de ciclismo en ruta de los Juegos Olímpicos 2012, destruyendo la esperanza de todos los británicos de ver ganar a uno de los suyos... el hombre de la isla de Man, Mark Cavendish. El colombiano, Rigoberto Uran, se llevo la plata y el noruego Alexander Kristoff gano el bronce.

El kazajo, apunto de su retirada el año pasado y que había decidido colgar la bici después de los JJOO, ahora es posible que apueste por seguir, con el oro de campeón olímpico (el más veterano hasta la fecha), superó en los últimos metros a Urán, con el que se había escapado a poco más de siete kilómetros de la meta. Un despiste del colombiano hizo que este no fuera capaz de oponer resistencia en la meta instalada en las cercanías de Buckingham Palace. Urán, le da la primera plata al ciclismo colombiano. El noruego Alexander Kristoff completó el podio al ganar en el sprint al resto de componentes del grupo que se había escapado del gran pelotón y en el que se encontraban más de veinte hombres, entre ellos los españoles Alejandro Valverde, Luis León Sánchez y Jonathan Castroviejo.

Lo que se presumía iba a ser una fiesta para el ciclismo británico se convirtió en total decepción ya que ni Bradley Wiggins ni Chris Froome ni David Millar, pudieron hacer nada para neutralizar la escapada y Mark Cavendish se quedo sin la victoria que todos esperaban. Todos los rivales habían advertido, que la clave para neutralizar al equipo inglés era endurecer la carrera y así ocurrió, porque desde los primeros kilómetros con el salto de los corredores, Westra, Roelandts, Pinotti, Beppu, Menchov, O''Grady, Duggan, Brajkovic, Schar, Kristoff, Park y el español Castroviejo, que fueron incrementando su ventaja, mientras todos los equipos dejaron el control a Gran Bretaña, que tuvieron como escuderos a los componentes del bloque alemán, de cara a un sprint final con Andre Greipel.

El suizo Gregory Rast, el ucraniano Andriy Grivko, el holandés Lars Boom, el italiano Luca Paolini, el francés Sylvain Chavanel, el neozelandés Jack Bauer, el danés Jakov Fuglsang y el checo Roman Kreuziger, pusieron tierra de por medio ante el consentimiento de los anfitriones y de los alemanes. El trabajo de los corredores que encabezaban la prueba era bueno, igual que el de Nibali, Gilbert y compañía, que unieron los dos grupos a falta de setenta kilómetros sin que el pelotón, siempre con los británicos delante, pudiera bajar de los 50 segundos de diferencia. 

A falta de 20km para el final, en la entrada en una curva a derechas, Cancellara, claro favorito en ese momento para llevarse la carrera, se cayo en una curva, lo que hizo que el equipo suizo dejó de trabajar y empezó el festival de ataques hasta que a siete kilómetros Vinokourov y Urán decidieron marcharse sin la oposición del resto de escapados. Tampoco los españoles presentes en la fuga, respondieron, por lo que solo les quedaba jugarse el bronce que tampoco conseguirían. Luisle (14º), Valverde (18º) no pudieron rubricar el buen trabajo realizado por Castroviejo (26º).

Share this:

    Blogger Comment
    Facebook Comment

0 Comentarios:

Publicar un comentario